HISTORIA











ANTERIOR


LA PRIMERA GUERRA MUNDIAL II

SIGUIENTE

El 1 de enero de 1915 se produjo en Asunción el típico intento de golpe de Estado, que esta vez quedó en un fracaso. El presidente Schaerer logró mantenerse en el poder.

Arizona se convirtió en un "Estado seco", es decir, se prohibió la producción, distribución y venta de alcohol en todo su territorio.

Persia era neutral en la Primera Guerra Mundial, pero lo cierto es que estaba controlada por las potencias aliadas. Alemania había infiltrado agentes para incitar a la revuelta a los persas descontentos con las injerencias extranjeras, y los otomanos habían destinado pequeñas unidades también con la intención de fomentar levantamientos armados. El 4 de enero un destacamento de voluntarios turcos tomó la ciudad de Urmia.

El 5 de enero los alemanes hicieron un intento por recuperar Edea a los franceses, en el Camerún, pero fueron rechazados.

Los turcos seguían combatiendo a los rusos en la batalla de Sarikamis, y estaban siendo rodeados en un semicírculo. Aunque el general turco, Envers Bajá, recibió diversos informes según los cuales distintos sectores del frente no estaban en condiciones de lanzar un nuevo ataque, sus órdenes fueron mantenerse a la ofensiva. El 6 de enero el fuego ruso llegó al cuartel general turco. Divisiones enteras otomanas cayeron prisioneras y el resto inició la retirada.

Un grupo de rebeldes mexicanos exiliados en Texas, partidarios de Venustiano Carranza, ideó el que llamaron Plan de San Diego, por el que pretendían reclutar en Texas estadounidenses de ascendencia mexicana, negros e indios para rebelarse contra la población blanca. No obstante, lo único que lograron organizar fueron algunas escaramuzas, atracos y otros incidentes que el ejército estadounidense no tuvo dificultades en sofocar.

La frontera natural entre Alsacia y Lorena la marca la cordillera de los Vosgos, en la cual se encuentra el Hartmannswillerkopf, una montaña de 956 metros de altura. A finales del año anterior una treintena de soldados franceses del vigésimo octavo Batallón de Cazadores Alpinos se había instalado en la meseta del Silberloch, al oeste del pico. Los alemanes habían hecho algunos intentos de expulsarlos, pero habían fracasado. El 9 de enero utilizaron por primera vez la artillería, pero el ataque no tuvo éxito y tuvieron que retirarse con muchas bajas.

Charles Taze Russell, el fundador y presidente de la Sociedad de Biblias y Tratados La Atalaya, dirigió una película titulada El Fotodrama de la Creación, que mezclaba imágenes estáticas y en movimiento, animación y transparencias en color junto con la voz de un narrador que se distribuía en discos de gramófono que debían sincronizarse con la proyección. La película relataba los siete días de la creación, cada uno de los cuales, como Russell y sus amigos habían descubierto estudiando la Biblia, duraba 7.000 años, de modo que en ese momento estaban a punto de concluir los últimos mil años del séptimo día, con lo que no faltaba mucho para la segunda venida de Jesucristo que, eso sí, sería invisible, para no hacer el ridículo como habían hecho los adventistas. La película conservaría durante décadas el título de la película de mayor duración jamás rodada, porque Russell, pese a todos sus esfuerzos, no pudo comprimir los 49.000 años de su relato en menos de ocho horas. Se calcula que fue vista por unos nueve millones de personas en Norteamérica y Europa.

El 11 de enero los otomanos tomaron la ciudad de Tabriz, en Persia, a pesar de que contaba con una guarnición rusa que fue tomada por sorpresa.

El presidente mexicano Eulalio Gutiérrez estaba siendo intimidado en todo momento por Pancho Villa, hasta que el 16 de enero salió de Ciudad de México, instaló su gobierno en San Luis de Potosí y declaró a Villa y a Venustiano Carranza "traidores al espíritu revolucionario". En la capital se designó un nuevo presidente: Roque González Garza.

La guerra en Arabia entre saudíes y rashidíes se tensó cuando Gran Bretaña prestó su apoyo a los primeros y el Imperio Otomano a los segundos. El 17 de enero se produjo la batalla de Jarrab, en la que los rashidíes resultaron vencedores.

Ese día los rusos capturaron a los últimos soldados turcos que quedaban en los bosques de Sarikamis. De 118.000 soldados, el tercer ejército turco quedó reducido a 42.000.

El 18 de enero los rusos habían recuperado el control de Ardahan. El destacamento otomano de Augus Stange resistió algunos meses en territorio ruso hasta cruzar de nuevo la frontera del Cáucaso.

El gobierno japonés había redactado un documento que, después de haber sido revisado por el emperador, sus consejeros y por el parlamento, fue entregado a China. El documento se conoce como "las 21 exigencias", pues éste era el número de peticiones que Japón formulaba al país vecino con la advertencia de que en caso de no ser satisfechas China debería afrontar las graves consecuencias. Estas exigencias incluían el reconocimiento de la reciente expansión a costa de Alemania de la esfera de influencia japonesa en China, así como la ampliación de ésta al sur de Manchuria y a la Mongolia Interior. Japón tendría prioridad en las inversiones en estas zonas, que deberían contar con asesores financieros y administrativos japoneses, y además China no podría otorgar más concesiones costeras o insulares a otras potencias. Pero había otras de aún más envergadura: el nombramiento de asesores japoneses en el gobierno central chino, el control por parte de Japón de la policía china, o la admisión de monjes budistas japoneses en territorio chino. El gobierno de Yuan Shikai entró en negociaciones.

Los británicos habían ocupado Jassin, en el lado alemán de la frontera entre el África Oriental Alemana y el África Oriental Británica. Ahora los alemanes atacaron las posiciones británicas y al día siguiente, el 19 de enero, los británicos se rindieron.

Los alemanes lograron instalarse en un promontorio en la vertiente occidental del Hartmannswillerkopf, a 570 metros de altitud, y esta vez fueron los franceses los que fracasaron en un intento de expulsarlos.

El 21 de enero los franceses intentaron de nuevo desalojar a los alemanes del Hartmannswillerkopf, pero estos lograron llevar hasta la cima un mortero, arrastrándolo por caminos helados muy empinados, y desde su posición de ventaja empezaron a bombardear las posiciones alemanas. El 22 de enero alcanzaron el refugio de los franceses, que finalmente tuvieron que rendirse y los alemanes dominaron la montaña.

El 24 de enero la flota alemana atacó la costa británica en Dogger Bank, pero el día anterior los servicios británicos de inteligencia naval captaron y decodificaron un mensaje de radio que les reveló los planes alemanes, así que los 26 buques alemanes se encontraron con 47 buques británicos que les estaban esperando. La flota alemana tuvo que retirarse con graves daños y muchas bajas.

El 25 de enero se estrenó en el Metropolitan Opera House de Nueva York la ópera Madame Sans-Gêne, de Umberto Giordano.

El 26 de enero un ejército conjunto alemán y otomano salió de Palestina para atacar el canal de Suez, bajo protección británica.

La inestabilidad política en Portugal llevó al presidente de la república, Manuel de Arriaga, a pedir al general Joaquim Pimenta de Castro que formara un gobierno de unidad nacional, que se constituyó el 28 de enero y que en la práctica se convirtió en una dictadura. Pimenta de Castro persiguió al Partido Democrático, que contaba con la mayoría en el parlamento, hasta que finalmente hizo que la policía clausurara el parlamento.

En Persia, el 28 de enero el general ruso Chernozubov retomó Urmia a los turcos, y el 30 de enero entró en Tabriz.

El 31 de enero el noveno ejército alemán, bajo el mando del general August von Mackensen, atacó al segundo ejército ruso, dirigido por el general Vladímir Smirnov en Bolimów, en Polonia. Los alemanes usaron por primera vez a gran escala un gas lacrimógeno, pero sin éxito. Lanzaron unas dieciocho mil bombas de gas, pero el viento lo arrastró hacia las posiciones alemanas, donde apenas causó efecto, en parte porque se heló. El fracaso hizo que el mando alemán cancelara el ataque. Los rusos trataron entonces de contraatacar, pero fueron rechazados. Se calcula que los alemanes tuvieron unas 20.000 bajas y los rusos unas 40.000.

El 3 de febrero el general ruso Nazarbekov lanzó una contraofensiva para expulsar a los otomanos de Persia.

Mientras tanto llegaba al canal de Suez la vanguardia del ejército alemán-otomano, y antes del amanecer los británicos abrieron fuego para evitar que lo cruzaran mediante pontones. Algunos soldados lograron cruzar cubiertos por ametralladoras apostadas tras las dunas en la otra parte, pero apenas llegaron a la orilla británica fueron abatidos o hechos prisioneros. Al anochecer las posiciones británicas empezaron a ser bombardeadas. Posteriormente se intentaron algunos asaltos más, pero ninguno prosperó. Antes del anochecer un torpedero británico destruyó todos los pontones. Otros ataques simultáneos en otros puntos fueron también rechazados durante el día. El 4 de febrero los británicos se sorprendieron al comprobar al amanecer que casi todo el ejército alemán-otomano se había retirado. No obstante, los otomanos mantuvieron desde entonces un ejército en la península del Sinaí.

El bloqueo que Gran Bretaña había impuesto a Alemania en el mar del Norte estaba surtiendo efecto. Los alimentos escaseaban. Empezó a consumirse el "pan de guerra", elaborado con centeno y harina de patata. A cada dos soldado alemanes se les entregaba una lata de carne en conserva cada día. En respuesta al bloqueo británico, el almirante Hugo von Pohl, responsable de la flota alemana de alta mar, hizo pública ese día la advertencia siguiente:

Las aguas alrededor de Gran Bretaña e Irlanda, incluyendo el canal de La Mancha, son declaradas por la presente zona de guerra. A partir del 18 de febrero, todo barco mercante enemigo que sea encontrado en esa zona será destruido, y no siempre será posible librar del peligro a la tripulación y los pasajeros. Los barcos neutrales también incurrirán en riesgos en la zona de guerra, pues debido a los peligros de la guerra y a la autorización británica del 31 de enero para el mal uso de las banderas neutrales, no siempre será posible evitar ataques sobre barcos enemigos que enarbolen banderas neutrales.

Esto suponía un bloqueo que Alemania pensaba mantener con su flota de submarinos, cuya base principal había situado en Ostende, en la Belgica ocupada. En un primer momento, contaba con veinte submarinos. Durante el mes de enero, antes de la proclamación del bloqueo, los submarinos alemanes habían hundido unas 43.000 toneladas de carga , cifra que se iba a incrementar a partir de ese momento, con una media de casi dos barcos hundidos al día mediante ataques sin previo aviso. Ésta era una característica inevitable de la guerra con submarinos: los submarinos eran barcos frágiles, que podían ser hundidos fácilmente si eran detectados. Bastaba con que un barco potente embistiera a uno de ellos a gran velocidad para que pudiera destrozarlo sin sufrir a su vez graves daños. De hecho, el protocolo de actuación de la marina británica ante la presencia de un submarino cercano consistía en embestirlo. Por otra parte, los submarinos eran muy pequeños y no tenían capacidad para tomar prisioneros a los náufragos de los buques que hundían, así que no tenían más opción que dejar que se ahogaran. Todo esto convertía a la técnica de la guerra submarina en mucho más ruin y despiadada que cualquier otra técnica empleada hasta entonces y contribuyó, entre muchos otros factores, a que la opinión pública de los Estados Unidos se volviera favorable a los aliados.

Un contingente proveniente del África Occidental Alemana trató de apoderarse de Kakamas, en Sudáfrica, pero los sudafricanos repelieron el ataque. Al mismo tiempo el general Jan Kemp se rendía ante las autoridades sudafricanas, lo que puso fin a la rebelión de los bóers iniciada por Manie Maritz el año anterior.

El 7 de febrero, en medio de una tormenta de nieve, el octavo ejército alemán lanzó un ataque contra los rusos, lo que dio inicio a la Segunda Batalla de los Lagos Masurianos, en Prusia.

El 8 de febrero se estrenó una película que revolucionó el cine estadounidense. Fue el primer largometraje producido en los Estados Unidos, de 133 minutos de duración. La dirigió D.W. Griffith, quien empleó en ella todas las técnicas cinematográficas que había ido desarrollando en sus numerosos cortometrajes (primeros planos, acciones paralelas, movimientos de cámara, efectos con luces, etc.), y que constituyen el núcleo del lenguaje cinematográfico moderno. Los protagonistas eran Lilian Gish, que no tardaría en convertirse en una de las actrices más populares de la época, Mae Marsh (que había desbancado a Mary Pickford entre las estrellas de Griffith cuando ésta se negó a interpretar un papel en el que tenía que enseñar las piernas) y Henry Brazeale Walthall, que había debutado junto a Griffith como actor años atrás, y que ahora alcanzaría la fama gracias a este largometraje. Entre sus muchas virtudes artísticas, tenía un pequeño defectillo, y es que era asquerosamente racista. Se titulaba El nacimiento de una nación, y estaba basado en las novelas The Clansman y The Leopard's Spots, de Thomas Dixon Jr. Era una apología del Ku Klux Klan que presentaba a los esclavos liberados tras la guerra civil como vagos sin más aficiones que emborracharse, cantar, bailar y violar mujeres blancas, pero ahí estaban los hombres del Klan dispuestos a hacer justicia y evitar desmanes linchando negros oportunamente. (Los papeles de negros tuvieron que ser interpretados por blancos con la piel pintada, porque no fue fácil encontrar negros que se prestaran a colaborar). Tras su estreno hubo disturbios contra los negros en Boston, Filadelfia y otras ciudades. En Indiana, un blanco que acababa de salir del cine donde se proyectaba la película, asesinó a un adolescente negro sin motivo aparente. La Asociación Nacional para el Progreso de las Personas de Color organizó una protesta a nivel nacional con manifestaciones en distintas ciudades, y en muchas de ellas se prohibió la película. Pese a todo, batió récords de taquilla. Una de las escenas más famosas es la del asesinato de Lincoln, en la que el papel del asesino, John Wilkes Booth, fue interpretado por Raoul Walsh.

El 11 de febrero un ejército sudafricano invadió el Álgebra Occidental Alemana, bajo la dirección de Louis Botha.

El 15 de febrero un regimiento británico de cipayos musulmanes en Singapur que estaba a punto de ser trasladado a Hong Kong, ante la sospecha que de los destinaban a Europa, a luchar contra los turcos (sus hermanos musulmanes) inició un motín. Dos oficiales británicos murieron al intentar restaurar el orden. El 17 de febrero desembarcaron en Singapur marines franceses y rusos que ayudaron a los británicos a combatir el motín. Los amotinados no tenían una dirección fuerte, así que pronto reinó entre ellos la descoordinación.

El 19 de febrero dos destructores británicos realizaron un exitoso ataque en el estrecho de los Dardanelos. El objetivo final era atravesarlo y llegar hasta Constantinopla.

El 20 de febrero el motín de Singapur estaba completamente sofocado. Unos 200 cipayos fueron juzgados por un consejo de guerra y 43 de ellos fueron fusilados en público.

El 21 de febrero el presidente haitiano Joseph Davilmar Théodore fue forzado al dimitir al no poder pagar a los milicianos que le habían ayudado a derrocar a su predecesor, Oreste Zamor, y fue sucedido por Jean Vilbrun Guillaume Sam.

El décimo ejército alemán se había unido al octavo y habían logrado que los rusos huyeran precipitadamente en la Segunda Batalla de los Lagos Masurianos, pero los rusos organizaron rápidamente el duodécimo ejercito bajo el mando del general Pavel von Plehve, que el 22 de febrero logró parar el avance alemán. En total, se habían enfrentado unos 100.000 alemanes frente a unos 220.000 rusos y el coste para Rusia había sido muy alto, pues contaron unos 50.000 muertos y heridos y unos 90.000 prisioneros. Sin embargo, Alemania planeaba dar a los rusos un golpe mortal y adentrarse en Rusia, pero, a pesar de que obtuvo la victoria, no pudo continuar su avance y sus objetivos no se cumplieron.

El 25 de febrero la flota británica tomó las fortalezas otomanas que defendían la entrada al estrecho de los Dardanelos.

El 1 de marzo la flota británica se adentró en el estrecho de los Dardanelos y bombardeó las fortalezas que constituían la segunda línea de defensa. Pero el mayor obstáculo para avanzar por el estrecho eran los campos de minas que los dragaminas trataban de limpiar sin mucho éxito.

Ese día Feliciano Viera sucedió a José Batlle como presidente de Uruguay.

El 2 de marzo se inauguró la Exposición Universal de San Francisco, en la que se celebraba la inauguración del canal de Panamá.

El 4 de marzo un intento británico de apoderarse de las fortalezas intermedias de los Dardanelos fue rechazado.

Los aliados habían pedido la colaboración de Grecia para la operación en los Dardanelos, y habían ofrecido Chipre a cambio. El  primer ministro Elefthérios Venizélos habría querido aceptar la oferta, pero el rey Constantino I y el Estado Mayor se habían opuesto. El rey se había educado en Alemania, y estaba casado con Sofía de Prusia, la hermana del Kaiser Guillermo II. Como comprendía que Grecia no podía enfrentarse a la marina británica, en lugar de abogar por la guerra junto a los imperios centrales, defendía oficialmente la neutralidad. Por otra parte, los militares preferían que Grecia entrara en la guerra con una acción individual que le permitiera tomar Constantinopla por ella misma e incorporarla finalmente al territorio griego. El caso fue que el 6 de marzo Venizélos presentó su dimisión y con ello ocasionó una grave crisis política en el país. Fue sucedido provisionalmente por Dimítrios Goúnaris.

El 10 de marzo unos 40000 soldados británicos lanzaron un ataque contra los alemanes en Neuve Chapelle, en el frente francés. La preparación había sido enormemente innovadora que sirvió de base para todas las operaciones posteriores. La aviación había fotografiado completamente las posiciones francesas y se habían distribuido mapas a todos los regimientos implicados, con los objetivos claramente marcados. El secreto fue cuidadosamente guardado, de modo que la sorpresa en el bando enemigo fue completa. El 12 de marzo los alemanes lograron lanzar un contraataque que no tuvo éxito, pero los británicos se vieron obligados a emplear toda su munición de artillería y el 13 de marzo se suspendió la operación. Los resultados fueron modestos. Hubo algunos fallos y el mal tiempo hizo que no todo saliera como estaba planeado, pero fue considerada una victoria táctica.

El único barco alemán que había logrado escapar tras el fallido intento de atacar las Malvinas el año anterior era el Dresden, que había estado operando en el Pacífico con escasos resultados, pero ahora necesitaba repostar y algunas reparaciones, así que se dirigió a la isla chilena de Más a Tierra, pero los británicos habían descifrado unas transmisiones de radio que les informaron de las intenciones del barco, así que el 14 de marzo el Dresden se vio acorralado contra la costa por tres buques británicos. En el combate subsiguiente resultó hundido.

El 18 de marzo una flota franco-británica inició un nuevo ataque en el estrecho de los Dardanelos, pero los turcos habían dispuesto un nuevo campo de minas del que los aliados no estaban al corriente. Tres barcos resultaron hundidos y otro fue dañado gravemente.

Ese mismo día el HMS Dreadnough embistió y hundió un submarino alemán. Es el único caso que se conoce de un submarino hundido por un acorazado. Uno de los telegramas de felicitación recibidos decía únicamente: Bunga, bunga!

El 22 de marzo los 117.000 soldados alemanes que quedaban en Przemyśl se rindieron a los rusos. Un dirigible alemán llevaba varias noches bombardeando estaciones ferroviarias y fábricas de París. Desde unos 150 metros de altura, arrojaba bengalas atadas a pequeños globos para que cayeran lentamente y produjeran la luz suficiente para localizar los objetivos de las bombas.

Tras varias tentativas, el 23 de marzo los Cazadores Alpinos franceses lograron aniquilar la guarnición alemana en un sector del Hartmannswillerkopf.

El 26 de marzo, tras tres horas y media de ataque con artillería, los franceses tomaron a los alemanes una posición más elevada en el Hartmannswillerkopf.

El 28 de marzo un submarino alemán hundió el Falaba, un mercante británico, causando la muerte de 104 personas, entre ellas un ciudadano estadounidense. La prensa difundió que el barco había sido torpedeado sin previo aviso, como era habitual en los ataques alemanes, y el presidente Wilson se vio presionado para redactar una nota de protesta que probablemente sería interpretada por Alemania como una declaración de guerra. Sin embargo, el secretario de Estado pidió información y finalmente le llegaron informes de testigos que afirmaban que el capitán del submarino alemán había advertido adecuadamente al Falaba para que desembarcara a sus pasajeros, pero que la tripulación había aprovechado el tiempo concedido para comunicar por radio a la flota británica la posición del submarino. Éste esperó hasta el último minuto mientras se acercaba un buque de guerra británico, y finalmente disparó y hundió el mercante, pues el disparo hizo detonar las casi trece toneladas de explosivos que el Falaba llevaba como contrabando. Estos hechos permitieron a Wilson no enviar la nota de protesta a Alemania y evitar así la guerra.

El 5 de abril muchos estadounidenses respiraron aliviados cuando el boxeador Jess Willard arrebató a Jack Johnson el título de campeón mundial de los pesos pesados. Terminaron así los siete años de pesadilla en los que un negro había ostentado el título.

El 6 de abril los franceses intentaron extender la zona del Hartmannswillerkopf bajo su control, pero fracasaron y en los días siguientes se libraron sangrientos combates.

Pancho Villa llegó con 22.000 hombres hasta Celaya, donde le estaba esperando un ejército leal a Venustiano Carranza, comandado por el general Álvaro Obregón, que contaba con unos 15.000 hombres. El primer enfrentamiento se produjo en El Guaje, donde los hombres de Obregón fueron derrotados, pero se replegaron en buen orden hasta Celaya. Allí los hombres de Villa chocaron contra la artillería y las ametralladoras de Obregón. El 7 de abril Obregón demostró una gran superioridad táctica frente a Villa.

El 10 de abril un submarino alemán hundió sin previo aviso a un barco belga, el Harpalyce, que se dirigía a los Estados Unidos para llevar alimentos a Bélgica. Además el hundimiento se produjo fuera de la zona sobre la que Alemania había declarado el bloqueo. Esto indignó a la opinión pública estadounidense, que ya estaba descontenta con Alemania desde el hundimiento del Falaba.

El 11 de abril se estrenó El vagabundo, un mediometraje dirigido e interpretado por Charlie Chaplin en el que se perfila definitivamente su personaje de Charlot, que deja de ser un alborotador para convertirse en un personaje bondadoso y entrañable. Por esa época las tiendas se habían llenado de muñecos Charlot, de cómics sobre el personaje y hasta se compusieron varias canciones sobre él. Unos meses antes había estrenado otro mediometraje titulado The Champion y unos meses más tarde estrenaría Work.

El 12 de abril unos 18.000 otomanos atacaron las posiciones británicas en Shaiba, cerca de Basora. Empezaron con un bombardeo y luego trataron de asaltar las alambradas, pero fueron rechazados. El 13 de abril los otomanos (milicianos árabes, en realidad, no soldados profesionales) trataron de rodear Shaiba y pasar a Basora, pero dejar al enemigo en la retaguardia era muy mala idea: los británicos salieron de Shaiba y los barrieron. El 14 de abril los británicos buscaron a  los restos del ejército otomano, que estaban refugiados en un bosque cercano. Allí ofrecieron mucha resistencia, pero finalmente una carga de bayonetas acabó con ellos.

En México, Álvaro Obregón seguía resistiendo las acometidas de Pancho Villa en Celaya, hasta que el 15 de abril lanzó un ataque definitivo que puso en fuga a los villistas. Éstos dejaron atrás unos 4.000 muertos y 6.000 prisioneros, frente a unas 8.000 bajas del ejército de Obregón.

Ese día se estrenó en Madrid El amor brujo, un espectáculo de baile flamenco con música para orquesta de cámara del compositor Manuel de Falla.

El 17 de abril un submarino británico entró en el estrecho de los Dardanelos, pero fue arrastrado por una corriente que lo hizo salir a flote y encallar ante las baterías turcas. Siete miembros de la tripulación murieron y el resto fue capturado.

El aviador francés Roland Garros había diseñado una ametralladora que podía disparar a través del campo de rotación de la hélice (con lo que el piloto podía apuntar mejor a sus objetivos). Pero el 18 de abril una avería lo obligó a aterrizar en territorio francés ocupado y fue hecho prisionero. Su avión fue estudiado y su sistema fue adaptado a los aviones alemanes.

En Alemania apareció el primer número de La internacional, una revista publicada por Karl Liebknecht y los socialdemócratas contrarios a la guerra, que consideraban necesaria la vía revolucionaria, por contraposición a la vía democrática elegida por sus correligionarios. Obviamente, la revista fue inmediatamente censurada. Liebknecht fue encarcelado junto con Rosa Luxemburgo, su principal colaboradora. No obstante, sus seguidores se las arreglaron para seguir difundiendo sus ideas clandestinamente en una revista titulada Las cartas de Espartaco.

La población armenia (cristiana) que habitaba cerca del Cáucaso había ayudado a los rusos durante la invasión de finales del año anterior, y en los últimos meses se había resistido a aportar hombres para el ejército otomano. Se habían producido numerosas fricciones entre los armenios y las autoridades otomanas, que habían dado lugar a algunas matanzas y otros actos violentos. El 20 de abril se produjo un incidente cuando los turcos arrestaron a una mujer armenia que se disponía a entrar en Van. Algunos hombres que acudieron en su ayuda fueron asesinados, los armenios respondieron atacando a una patrulla turca, los turcos bombardearon la ciudad y ésta se dispuso a resistir un asedio.

Contraviniendo los tratados de La Haya, el 22 de abril el ejército alemán lanzó un ataque con cloro en Gravenstafel, en Bélgica. En un frente de más de 6 km, casi 6.000 bidones fueron abiertos a mano confiando en que el viento arrastraría el gas al frente francés. Así sucedió, aunque muchos alemanes murieron también durante el proceso de dispersión del gas. Se calcula que unos 6.000 franceses sufrieron las consecuencias del gas, muchos de los cuales murieron asfixiados en 10 minutos, mientras que otros quedaron ciegos. El cloro pesa más que el aire, por lo que terminó descendiendo sobre las trincheras francesas, donde los soldados se vieron obligados a evacuarlas y quedaron expuestos al fuego enemigo. Se abrió así un agujero de unos 6 km en el frente francés, pero los alemanes no pensaban que el cloro iba a tener efectos tan espectaculares, así que no contaban con hombres suficientes para aprovecharlo. Apenas unas semanas antes un gran número de efectivos había sido destinado al frente oriental. Algunos soldados avanzaron, pero el miedo a los efectos del cloro y la falta de refuerzos impidió que el avance fuera eficaz. Finalmente una compañía canadiense tomó posiciones y cerró el agujero cerca de la ciudad de St Julien, que hasta entonces había estado a una distancia prudencial del frente, pero que ahora estaba en primera línea.

El 24 de abril los alemanes lanzaron una nueva nube de cloro y tomaron St Julien. Los soldados habían empezado a utilizar primitivas máscaras antigás, pero no eran muy efectivas. Tardarían unos meses en disponer de máscaras eficientes que les permitieran sobrellevar ataques químicos.

Los combates en el Hartmannswillerkopf se habían detenido durante unos días a causa del mal tiempo, pero el 25 de abril los alemanes atacaron de nuevo. Aunque llegaron a la cima en varias ocasiones, tuvieron que retirarse ante la imposibilidad de resistir a la artillería enemiga. La artillería hizo imposible a ambos bandos ocupar la cima, que se convirtió en tierra de nadie. Actualmente la cima es un desierto rocoso debido a la acción de la artillería durante la guerra. Antes de que se iniciaran los combates estaba poblada por un frondoso bosque.

Algunos armenios de los alrededores de Van entraron en la ciudad a través de un paso que abrió la milicia armenia. Al mismo tiempo varios mensajeros fueron enviados para solicitar ayuda a Rusia.

Finalmente los aliados llevaron a cabo varios desembarcos simultáneos en la península de Galípoli (que forma la costa septentrional del estrecho de los Dardanelos). Las fuerzas turcas no eran lo suficientemente numerosas para contener el desembarco, pero infligieron muchas bajas a los aliados. Éstos, por su parte, no aprovecharon su ventaja y no hicieron gran cosa después de desembarcar y tomar posiciones en las playas, lo que dio a los turcos la oportunidad de organizarse.

Italia había estado negociando a dos bandas su posible participación en la guerra, y finalmente se decantó por el bando aliado, cuando el 26 de abril firmó secretamente con Gran Bretaña, Francia y Rusia el Tratado de Londres, por el que las potencias aliadas le ofrecían, si ganaban la guerra, los territorios que los nacionalistas italianos radicales reclamaban como parte de Italia, y algunos más: El Tirol meridional, incluyendo el Trentino, toda la costa austriaca en el Adriático, el norte de Dalmacia y algunas de sus islas, las islas del Dodecaneso en el Egeo (que estaban en poder de Italia desde hacía tres años), un protectorado sobre Albania, parte de las colonias alemanas en África y, en el caso de que finalmente Turquía pudiera ser desmembrada, se le asignaba una parte a Italia. Aunque no estaban presentes, también se reservaron territorios para Servia y Montenegro a expensas de Austria. A cambio Italia se comprometía a abandonar la Triple Alianza, unirse a la Triple Entente y declarar la guerra a Alemania y Austria-Hungría en menos de un mes.

Después de tensas negociaciones, el gobierno japonés presentó a China una versión atenuada de sus 21 exigencias, en la que se habían eliminado las más controvertidas.

Los sudafricanos estaban invadiendo el África Occidental Alemana sin apenas resistencia. Ese mismo día los alemanes trataron de recuperar Trekkopjes, pero su ataque fue rechazado, en parte gracias al uso de automóviles blindados.

El 27 de abril un submarino austriaco, bajo el mando del lugarteniente Georg Ludwig von Trapp, torpedeó al crucero francés Léon Gambetta, tras dos días de persecución, cerca de la costa italiana. Murieron 684 de sus tripulantes.

Ese día seis brigadas aliadas que se habían internado en Galípoli fueron obligadas a retroceder de nuevo hasta la playa. El 28 de abril franceses y británicos trataron sin éxito de apoderarse de la fortaleza de Krithia, pero tuvieron que retirarse con muchas bajas.

En el Camerún, los alemanes habían resistido el año anterior el intento británico de tomar Garua, y el 29 de abril atacaron a los británicos en Gurin, en Nigeria. No pudieron tomar la plaza, pero los británicos tampoco pudieron causar muchas bajas a los alemanes.

Los otomanos habían entrado en contacto con el Gran Senussi Ahmed Sharif es Senussi, el líder de un grupo de tribus que vivían en el desierto libio, para proveerlo de armas y otros suministros e instarlo a atacar a Egipto. El plan era que los senussi obligaran a los británicos a destinar parte de sus efectivos al oeste de Egipto y así facilitar un ataque otomano por el Este al canal de Suez. Sin embargo, los senussi consideraron más conveniente ocuparse primero de los europeos que más les molestaban, que eran los italianos en su intento de colonizar Libia. El 29 de abril el coronel Antonio Miani fue estrepitosamente derrotado por los senussi en Al Ghardabiya. Perdió miles de hombres, y el botín de armas, balas, bombas, cañones, comida y dinero, que consiguieron los senussi fue mayor que todo lo que les habían proporcionado los otomanos.

Los armenios seguían afluyendo a Van, donde los turcos los dejaban entrar para que la ciudad pudiera resistir menos tiempo el asedio, al tener más bocas que alimentar. El 30 de abril el número de refugiados llegaba a los 15.000, y la población total era de unos 45.000 habitantes. Por otro lado, la población se esmeraba en la producción de barricadas, morteros y balas (hasta 2000 al día).

Un hidroavión alemán había tenido que hacer un aterrizaje de emergencia cerca de la costa neerlandesa, en Noordhinder Bank, y dos torpederos fueron enviados en su auxilio. Antes de caer, el hidroavión había informado de la presencia de cuatro pesqueros británicos reconvertidos en buques de guerra, y los torpederos tenían orden de destruirlos. Cuando llegaron a la zona se inició un combate, pero pronto llegaron cuatro destructores británicos en respuesta a los mensajes de socorro que habían enviado los pesqueros. Los alemanes habían logrado hundir a uno de los pesqueros y otro había sufrido daños, pero los destructores consiguieron hundir a los dos barcos alemanes.

El 1 de mayo británicos y franceses iniciaron un asedio a Yaundé, en el Camerún.

El 2 de mayo Alemania y Austria-Hungría lanzaron un ataque conjunto contra los rusos en Cracovia.

Rumanía había tratado de negociar conjuntamente con Italia su entrada en la guerra, pero los italianos no habían mantenido informados a los rumanos y finalmente habían firmado por su cuenta el tratado de Londres. En vista de ello, el 3 de mayo Rumanía presentó en Petrogrado una propuesta a los aliados que los rusos juzgaron excesivamente pretenciosa.

En el África Occidental Alemana, los sudafricanos habían ocupado Otjimbingwe, Karibib, Friedrichsfelde, Wilhelmsthal, Okahandja y el 5 de mayo tomaron Windhuk. Los alemanes ofrecieron unos términos de rendición que Botha rechazó.

El poeta italiano Gabriele D'Annunzio estaba dando una serie de discursos a favor de la entrada de Italia en la guerra. Ese día pronunció uno de los más multitudinarios en Quarto, cerca de Génova.

En Liberia los kru, que habían resistido durante mucho tiempo la autoridad de Monrovia se rebelaron y declararon su intención de incorporar su territorio a la colonia británica de Sierra Leona. Los Estados Unidos tuvieron que desviar un acorazado que se dirigía a Turquía para ayudar a sofocar la rebelión.

El 6 de mayo un ejército ruso apoyado por voluntarios armenios entró en Anatolia en dirección a Van, y el ejército otomano retrocedía ante su avance.

En Galípoli los aliados trataron por segunda vez de apoderarse de Krithia, pero fueron rechazados nuevamente tras tres días de combate.

Durante los últimos ocho años, dos grandes transatlánticos británicos gemelos, el Lusitania y el Mauretania, se habían empleado con éxito en el transporte comercial y de pasajeros entre Gran Bretaña y los Estados Unidos. Al inicio de la guerra, el gobierno británico decidió requisarlos para convertirlos en mercantes armados, de acuerdo con una de las cláusulas que la compañía propietaria de los buques había firmado cuando solicitó subvenciones gubernamentales para su construcción. Sin embargo, dado que su consumo de carbon era exorbitado, finalmente no se les dio uso militar. El Lusitania continuó cubriendo su ruta entre Liverpool y Nueva York, y a la sazón navegaba de regreso a Gran Bretaña con casi 2.000 personas a bordo, entre ellas 136 pasajeros estadounidenses. Había a bordo 129 niños y 39 recién nacidos. Pero el Lusitania también transportaba material bélico de contrabando: más de un millón de cajas de granadas, balas, etc. El 7 de mayo fue torpedeado sin previo aviso por un submarino alemán. El submarino lanzó el único torpedo que le quedaba, pero de algún modo el impacto desencadenó una gran explosión en el barco, tal vez debida a las granadas que transportaba. A pesar de que contaba con 175 compartimentos estancos, la entrada de agua provocó un acusado escoramiento del barco, que llegó a ser de 25°. El pánico se apoderó del pasaje, a pesar de que el barco se encontraba a apenas 10 km de la costa británica. Algunos botes salvavidas se bajaron incorrectamente y los pasajeros que iban en ellos cayeron al mar, mientras que otros tomaron contacto con el agua demasiado inclinados y se hundieron. Sólo 6 botes lograron ser lanzados con éxito, de un total de 48. Tras el estallido de las calderas de pola, el barco se hundió en apenas 18 minutos. El capitán William Thomas Turner permaneció en el puente hasta que fue arrastrado al mar por el agua. Allí pudo agarrarse a una silla que le permitió permanecer a flote. Cuando fue rescatado estaba inconsciente. Murieron 1195 pasajeros de un total de 1.959.

La prensa y los gobiernos de los países aliados condenaron la acción alemana. Rudyard Kipling, fue uno de los que más se destacó en sus enérgicas condenas a Alemania. A raíz de los estragos que los alemanes habían causado en Bélgica y del hundimiento del Lusitania, entre otras cosas, afirmó en un discurso que:

No hay crimen, no hay crueldad, no hay abominación que la mente humana pueda concebir que el alemán no haya perpetrado, no esté perpetrando y no vaya a perpetrar si se le permite seguir adelante. [...] Hoy sólo hay dos divisiones en el mundo... seres humanos y alemanes.

Kipling era un ferviente partidario de la guerra, pero criticaba enérgicamente a los políticos británicos, a cuya incompetencia responsabilizaba de la pérdida de miles de vidas británicas. Entre los crímenes de guerra imputados a los alemanes, además de la guerra submarina, estaba el uso de gases tóxicos, las atrocidades cometidas en Bélgica y otros territorios ocupados, el hacer trabajar 10 horas diarias en minas a los prisioneros de guerra, etc.

Unos días atrás, China había rechazado parte de las exigencias japonesas de la versión atenuada, así que el gobierno japonés envió una versión aún más reducida de Trece exigencias acompañadas de un ultimátum con un plazo de dos días para responder.

Los alemanes seguían avanzando en Bélgica. El 8 de mayo su artillería atacó las posiciones aliadas en Frezenberg Ridge. Se libraron combates durante varios días hasta que finalmente el avance alemán pudo ser frenado. Mientras tanto los aliados estaban preparando un ataque en Artois que se inició el 9 de mayo. Tras un intenso bombardeo, la infantería logró capturar algunas trincheras alemanas en varios puntos. Al anochecer los aliados habían tomado unos 3.000 prisioneros. Al mismo tiempo los británicos atacaban en Aubers Ridge, pero no tuvieron el mismo éxito y no consiguieron ningún avance o ventaja táctica. Por el contrario, los franceses siguieron avanzando los días siguientes.

Hermann Hesse publicó Knulp, que se convirtió en la más popular de sus novelas.

Franz Kafka era un abogado austriaco de 32 años que había conseguido un modesto trabajo de oficinista. Con bastante tiempo libre, se había iniciado en la literatura y había publicado varios relatos cortos. Ahora publicaba en una revista de Lepzig una novela breve titulada La metamorfosis. Trata sobre un viajante de comercio que una mañana, tras un sueño agitado, se despierta convertido en un horrible insecto. No llamó especialmente la atención.

Jack London publicó El vagabundo de las estrellas, una novela sobre la reencarnación.

Virginia Woolf publicó su primera novela: Fin de viaje, en la que satiriza a la sociedad británica de su época.

Edgar Rice Burroughs seguía publicando por éxito sus novelas por entregas, entre ellas Pellucidar (una continuación de En el corazón de la Tierra), El devorador de hombres, ambientada en África, o El hijo de Tarzán.

El 14 de mayo los otomanos empezaron a evacuar la población turca de la provincia de Van, ante el imparable avance ruso, al tiempo que se cometían matanzas de armenios a gran escala.

Joaquim Pimenta de Castro había promulgado medidas de gracia en favor de los monárquicos que habían sido detenidos por conspiración contra la república, y esto le había privado de una parte sustancial de sus apoyos. Finalmente triunfó una revuelta que el 14 de mayo organizó una Junta Constitucional que restauró el régimen constitucional. Arriaga fue obligado a destituir a Pimenta de Castro, que posteriormente fue detenido y exiliado junto con otros miembros de su gobierno.

El 15 de mayo los británicos iniciaron un ataque contra los alemanes en Festubert, cerca de Neuve Chapelle.

El 16 de mayo unas 200.000 personas se reunieron en la Piazza del Popolo de Roma, a favor de que Italia entrara en la guerra.

El 17 de mayo José Augusto Soares Ribeiro de Castro fue nombrado presidente del consejo de ministros de Portugal.

El 19 de mayo los aliados obtuvieron el primer éxito importante en Galípoli, cuando los 17.300 hombres del cuerpo del ejército de Australia y Nueva Zelanda derrotaron a 42.000 otomanos. Las bajas otomanas fueron tantas que el olor proveniente de la tierra de nadie convenció a los aliados de proponer una tregua para que los turcos pudieran retirar sus cadáveres. Terminada la tregua, la posición aliada resultó ser inexpugnable para los turcos.

El 20 de mayo la mayor parte de la provincia turca de Van estaba bajo control ruso.

El 23 de mayo los rusos entraron en la ciudad de Van, que quedó así liberada del asedio turco.

Ese mismo día Italia declaraba la guerra al Imperio Austro-húngaro, a Alemania, a Bulgaria y al Imperio Otomano (aunque Bulgaria no hizo mucho caso, porque por el momento seguía neutral, y recibía continuas ofertas de uno y otro bando). La primera reacción fue de la armada autro-húngara, que inmediatamente empezó a bombardear las costas de Ancona, en un ataque que se prolongó hasta el día siguiente y en el que fueron alcanzados indistintamente objetivos civiles y militares.

El duque Felipe de Orleans, el pretendiente a la corona francesa, había tratado de enrolarse en el ejército francés, pero su petición le fue denegada, y lo mismo le respondieron Gran Bretaña y Rusia. Finalmente, Italia había aceptado su petición, pero una fractura de fémur le impidió incorporarse al ejército italiano, y cuando se recuperó ya no fue admitido.

El 24 de mayo los alemanes lanzaron un nuevo ataque con cloro contra las posiciones británicas en Bellewaarde, en Bélgica. Los británicos resistieron un tiempo pero al final tuvieron que retroceder unos kilómetros.

El 25 de mayo China y Japón firmaron un acuerdo por el que China aceptaba finalmente el "tratado desigual" que Japón le había impuesto. Gran Bretaña y los Estados Unidos lo vieron preocupación al leer entre líneas la pretensión de Japón de establecer un protectorado sobre la totalidad de China.

Ese día se firmó el tratado de Kyakhta entre Rusia, Mongolia y China, por el que Rusia y China reconocían la autonomía de Mongolia respecto de la soberanía china, al tiempo que Mongolia reconocía el protectorado chino y se comprometía a no firmar ninguna clase de acuerdo territorial con otras potencias sin el consentimiento chino.

También se firmó en Buenos Aires el que se conoció como Pacto ABC, por los países firmantes, Argentina, Brasil y Chile, que establecía una política de cooperación exterior, no agresión y arbitraje. La iniciativa había surgido en gran parte a raíz de las negociaciones que los tres países habían tenido con los Estados Unidos el año anterior sobre la ocupación estadounidense de Veracruz. Los tres países sudamericanos aspiraban a crear un consenso que pudiera dirimir los conflictos internacionales en Sudamérica y quitar protagonismo a los Estados Unidos.

El 26 de mayo Manuel de Arriaga fue obligado a dimitir como presidente de la República de Portugal por el apoyo que había dado al dictador Pimenta de Castro, y fue sucedido provisionalmente por Teófilo Braga.

Manuel de Arriaga, el primer presidente de la República de Portugal, había tenido que luchar contra los intentos de restauración monárquica. Los partidarios de la monarquía habían lanzado una campaña de desprestigio contra él y finalmente el 26 de mayo se vio obligado a dimitir. Fue sucedido provisionalmente por Teófilo Braga.

El 27 de mayo terminó la batalla de Festubert. Los británicos habían logrado que el frente de 27 km de ancho avanzara 1 km. No era mucho para las bajas que habían tenido (unas 5.000). Además se quedaron sin apenas artillería.

El avance francés en Artois se había ralentizado, pero a finales de mes se hicieron nuevos progresos. El 28 de mayo desalojaron a una guarnición alemana en Ablain.

Ese día se inició la conocida como "Batalla por el puesto número 3" en la península de Galípoli, en la que los neozelandeses tomaron una posición a los turcos, aunque éstos, dirigidos por Mustafá Kemal, terminaron recuperándola.

 El 31 de mayo los franceses capturaron Mill Malon en el frente de Artois.

Mientras tanto franceses y británicos iniciaron un nuevo asedio a Garúa, en el Camerún, con lo que ya eran tres las posiciones alemanas amenazadas, junto con Yaundé y Mora.

Mientras Venustiano Carranza y Pancho Villa luchaban por la hegemonía en México, el presidente Eulalio Gutiérrez, sin ningún poder efectivo, presentó su dimisión en 2 de junio y se exilió a los Estados Unidos. La convención de Aguascalientes designó como presidente provisional a Roque González Garza.

El 4 de junio los aliados fracasaron en un nuevo intento de tomar Krithia, en Galípoli.

Las mujeres danesas tenían derecho a votar en las elecciones municipales desde hacía siete años, pero el 5 de junio se aprobó en Dinamarca el sufragio universal para las elecciones parlamentarias.

Cuatro flotas aliadas bombardearon puntos distintos de la costa austriaca como respuesta al bombardeo de Ancona.

Pancho Villa sufrió un nuevo descalabro ante Obregón en la batalla de Trinidad.

Los Estados Unidos habían protestado por el hundimiento del Lusitania, pero con la suficiente poca energía como para que su protesta no arrastrara al país a la guerra. Entre los pacifistas más vehementes estaba el secretario de Estado, William Jennings Bryan, quien opinaba que los estadounidenses no debían viajar en barcos de los países beligerantes, o al menos atenerse a las consecuencias si les ocurría lo que a los pasajeros del Lusitania. Sin embargo, las presiones antialemanas de la opinión pública estaban creciendo hasta tal punto que el 8 de junio presentó su dimisión. Pese a todo, el presidente Wilson mantuvo una posición suficientemente moderada como para mantenerse a buenas con Alemania, y la prensa aliada empezó a tachar de cobarde a Wilson. En el frente, los soldados llamaban "Wilsons" a las bombas que no estallaban.

El 10 de junio un submarino austro-húngaro hundió el submarino italiano Medusa y el torpedero Serpente.

El presidente mexicano Roque González se vio obligado a dimitir y ceder su cargo a su secretario Francisco Lagos Cházaro.

Tras varios días de intenso bombardeo, los alemanes asediados en Garúa izaron banderas blancas y solicitaron un armisticio de 24 horas que los aliados rechazaron. Unas horas más tarde los alemanes aceptaban la rendición incondicional. El 11 de junio los aliados entraron en Garúa. Sólo quedaban 37 alemanes y 212 nativos de un total de 500 efectivos que había cuando se inició el asedio.

La Asociación Nacional para el Progreso de las Personas de Color estaba haciendo un gran esfuerzo por emprender batallas legales contra las leyes que indirectamente restringían el derecho a voto de los negros. El 21 de junio el Tribunal Supremo de los Estados Unidos falló el caso Guinn contra los Estados Unidos, y la sentencia declaró inconstitucional la "cláusula del abuelo" de la constitución del Estado de Oklahoma, en virtud de la cual se exigía pasar un test de alfabetización para tener derecho a voto, pero eximía del mismo a aquellos votantes cuyos abuelos habían sido elegibles antes del 1 de enero de 1866, o eran residentes en una nación extranjera, o eran soldados. Eso dejaba el requisito de alfabetización únicamente a los negros, que eran nietos de esclavos, por lo que no cumplían ninguno de los eximentes.

La revista The Crisis, editada por la asociación, publicó un artículo con una tabulación año por año de 2.732 linchamientos de negros desde 1884 hasta 1914.

Ese año W.E.B. Du Bois publicó "The Negro", la primera historia general en Inglés de los negros africanos. También publicó una serie de ensayos bajo el título de "Las raíces africanas de la guerra", en los que sostenía que el reparto de África estaba en la raíz de la Primera Guerra Mundial.

Mientras tanto el presidente Wilson estaba introduciendo legislación que permitía la segregación de los negros en los empleos públicos y la discriminación salarial.

Los rusos no podían contener el avance de los alemanes y austro-húngaros. El 22 de junio se vieron obligados a abandonar Lvov, la capital de Galitzia.

El 23 de junio los alemanes cruzaron el Dniéster.

Mientras tanto Italia atacó las posiciones austriacas en el río Isonzo en Eslovenia. Con casi 225.000 soldados bajo el mando de Luigi Cadorna, doblaba el número de sus adversarios.

Los británicos consiguieron su primera victoria en el África Oriental Alemana cuando capturaron Bukoba, en el tercer día de combate.

El 24 de junio los aliados amenazaron formalmente a los otomanos por el exterminio que estaban llevando a cabo en Armenia: Los gobiernos aliados anuncian públicamente [...] que consideraran personalmente responsables [...] a todos los miembros del gobierno otomano y a sus agentes implicados en tales carnicerías. 

El 25 de junio se dio orden de terminar con las operaciones de la batalla de Artois. Aunque con muchas pérdidas, los franceses habían logrado que los alemanes retrocedieran a posiciones más difíciles de defender, con lo que, aunque la batalla terminó estancada, fue considerada una victoria estratégica.

El 26 de junio un submarno austro-húngaro hundió un torpedero italiano frente a Venecia.

Unos meses atrás, el ex dictador mexicano Victoriano Huerta había entrado en los Estados Unidos y se había reunido en Texas con su antiguo rival Pascual Orozco, con el que quiso organizar una conspiración, pero el 27 de junio fue arrestado por la policía estadounidense acusado de violar las leyes de neutralidad.

Los aliados habían perdido ya la esperanza de obtener una victoria rápida en Galípoli y se había entrado en una guerra de trincheras similar a la del frente occidental. Con la mirada puesta en objetivos más modestos, el 28 de junio iniciaron la batalla de Gully Ravine, que se prolongó una semana y terminó con éxito.

Desde Garúa, los británicos se adentraron en el Camerún y el 29 de junio derrotaron a los alemanes en Ngaundere. Ahora los aliados dominaban toda la parte norte de la colonia. En cambio, el asedio a Yaundé tuvo que ser abandonado por falta de coordinación entre los aliados. En cambio, el asedio de Mora continuaba.

En el África Occidental Alemana, los alemanes trataron de contener el avance sudafricano en Otavi, pero el 1 de julio fueron derrotados por los hombres del general Botha y así aceleraron su retirada.

Finalizado el mandato del presidente hondureño Francisco Bertrand, cedió el poder a Alberto Membreño, para que convocara elecciones.

Alabama aprobó también una "ley seca".

El 2 de julio un submarino alemán destruyó un crucero italiano frente a las costas de Venecia.

Ese día murió en París el dictador mexicano Porfirio Díaz.

El 7 de julio terminó la batalla del río Isonzo, en la que los italianos no pudieron romper las líneas austriacas. Su ataque fue mayoritariamente rechazado e Italia sólo obtuvo una insignificante ganancia territorial.

El 9 de julio los alemanes se rindieron en el África Occidental Alemana, y la colonia quedó así en manos de la República Sudafricana. Algunos alemanes continuaron ofreciendo resistencia aisladamente en la colonia portuguesa de Angola, a pesar de que Portugal era un país neutral, pero, una vez privados del apoyo del África Occidental Alemana, los portugueses lograron acabar con ellos a lo largo de los meses siguientes.

La invasión rusa de Anatolia estaba teniendo sus vaivenes: por un tiempo los turcos lograron hacer retroceder a los rusos hasta la frontera, pero después se había producido una nueva ofensiva. El 10 de julio los rusos trataron de capturar unas colinas cercanas a Malazgirt, en la creencia de que había pocas fuerzas turcas en la zona, cuando en realidad andaba cerca el tercer ejército turco, con unos 40.000 hombres. Las fuerzas rusas sumaban unos 22.000. Al descubrir la situación los rusos tuvieron que retirarse a toda prisa y los otomanos se apoderaron de su tren de equipamiento.

Finalmente, después de varios intentos, el 11 de julio el Königsberg, que estaba bloqueado en el Delta del Rufiji desde el año anterior, fue hundido por varios barcos británicos que ascendieron por el río apoyados por aviones.

Los contraataques rusos habían detenido momentáneamente el avance alemán y austro-húngaro, pero el 13 de julio los imperios centrales lanzaron una nueva ofensiva en todo el frente. La resistencia rusa se colapsó y se inició la Gran Retirada. Ese mismo día toda el ala sur del ejército ruso se había visto obligada a retroceder 169 km hasta el río Bug. 

El 18 de julio la guarnición rusa en Van recibió órdenes de retirarse. Los rusos ofrecieron evacuar con ellos a los refugiados armenios, entre los cuales cundió el pánico.

Luigi Cadorna intentó atacar de nuevo las posiciones austriacas en el río Isonzo, esta vez con 250.000 hombres que se enfrentaban a apenas 78.000 austriacos.

Mientras tanto un submarino austro-húngaro destruía el crucero italiano Giuseppe Garibaldi.

El 20 de julio los rusos fueron expulsados de Malazgirt.

El 22 de julio los ejércitos alemán y austro-húngaro cruzaban el Vístula.

El 24 de julio Heinrich Albert, el responsable de propaganda de la embajada alemana en los Estados Unidos, dejó olvidada su cartera en el metro de Nueva York. Inmediatamente fue tomada por agentes estadounidenses que lo estaban vigilando, y en ella se encontraron documentos firmados por Franz von Pappen, un miltar agregado en la embajada, y con el visto bueno del embajador, en los que se planeaba sabotear fábricas de armas estadounidenses que abastecían a los aliados.

El presidente haitiano, Vilbrun Guillaume Sam, había dirigido una fuerte represión política para mantenerse en el poder, que llegó a su apogeo el 27 de julio, cuando sus partidarios asesinaron a 167 presos políticos en sus mismas celdas de la cárcel de Puerto Príncipe, disparándoles a través de los barrotes. Entre las víctimas se encontraban numerosos intelectuales, miembros de clases altas, así como el ex presidente Zamor. El 28 de julio Guillaume Sam y el general Charles Oscar Étienne fueron linchados por una multitud furiosa. El presidente había recibido asilo en la embajada francesa, pero varias personas irrumpieron en ella, lo encontraron, lo arrastraron fuera, lo golpearon hasta matarlo, lanzaron su cuerpo por la verja de hierro de la embajada y entonces la multitud lo descuartizó y paseó los fragmentos de su cuerpo por la ciudad. Ese mismo día el presidente estadounidense Wilson autorizó a los buques estadounidenses anclados en Puerto Príncipe para que iniciaran la ocupación del país.

Un ejército austro-húngaro desembarcó en la isla italiana de Pelagosa, en medio del Adriático, pero fue rechazado por la guarnición que había llegado unas semanas antes.

El 30 de julio los alemanes lanzaron un ataque en Hooge (Bélgica) en el que usaron por primera vez una nueva arma que aterrorizó a sus adversarios: el lanzallamas.

El 2 de agosto Venustiano Carranza tomó la Ciudad de México y Roque González tuvo que trasladar su gobierno a Toluca. 

El 3 de agosto terminó la segunda batalla del río Isonzo, cuando ambos bandos se quedaron sin municiones. Nuevamente, el ataque italiano no obtuvo resultados, pero los austrohúngaros perdieron la mayor parte de sus efectivos, unos 46.600 hombres, frente a las 41.800 bajas italianas, porcentualmente mucho menores.

El 4 de agosto los rusos abandonaron Van y se dirigieron hacia Persia, acompañados por más de 200.000 refugiados armenios, que sufrieron graves ataques por parte de tribus locales mientras cruzaban el Cáucaso.

Mientras tanto los alemanes atacaban Varsovia, que cayó en sus manos el 5 de agosto. Los apuros que estaban pasando los rusos habían hecho que unas semanas atrás Rusia aceptara las condiciones rumanas para entrar en la guerra en el bando aliado, y así se firmó un acuerdo por el que Rumanía se comprometía a entrar en la guerra en un plazo de cinco semanas, pero las continuas derrotas que Rusia estaba sufriendo ante Alemania la llevaron a echarse atrás, y permanecer neutral. Rumanía se enriqueció considerablemente vendiendo cereales a Alemania y Austria-Hungría a un precio muy elevado.

El 6 de agosto los británicos realizaron un nuevo desembarco en la península de Galípoli, pero esta vez en la costa egea, en la bahía de Suvla. Al mismo tiempo se llevaron a cabo maniobras de distracción en la parte de los Dardanelos, en Krithia, Lone Pine y Sari Bair ese mismo día, y en Nek y Chunuk Bair el 7 de agosto. Todas ellas se prolongaron varias semanas, y los turcos obtuvieron la victoria, excepto en Lone Pine, donde los australianos lograron una nueva victoria en 10 de agosto.

Mientras tanto 80.000 alemanes ponían bajo asedio la ciudad rusa de Novogeorgievsk, en la que los rusos habían dejado una guarnición de 90.000 hombres.

Los estadounidenses tenían ya casi el control completo de Haití, que había pasado por unas semanas de anarquía. El 12 de agosto nombraron presidente a Philippe Sudre Dartiguenave, hasta entonces presidente del Senado, que aceptaría en todo momento las directrices estadounidenses. Haití debía mucho dinero a bancos franceses y estadounidenses, y en el país existía una gran hostilidad a la influencia extranjera, así que los Estados Unidos se habían asegurado de que no llegar al poder ningún presidente que pudiera negarse a pagar las deudas contraídas. En los años siguientes la administración haitiana estuvo controlada por los Estados Unidos, que destinaron el 40% de la renta nacional al pago de la deuda externa.

El 13 de agosto un destructor francés hundía un submarino austro-húngaro frente a las costas de Brindisi.

Los desembarcos en Suvla continuaron hasta el 15 de agosto, y en general fueron bastante poco eficientes. Muchos momentos cruciales fueron caóticos y se perdieron muchas vidas por falta de previsión. El resultado final fue un nuevo frente estancado.

Tras haber ganado holgadamente las elecciones celebradas el mes anterior, el 16 de agosto Elefthérios Venizélos recuperó el cargo de primer ministro griego.

Un judío estadounidense llamado Leo Frank dirigía una fábrica de lápices en Marietta (Georgia) hasta que fue acusado de violar y asesinar a una de sus empleadas, una niña de catorce años llamada Mary Phagan. El juicio fue seguido por la prensa sensacionalista, y finalmente fue declarado culpable y condenado a pena de muerte, aunque hay sospechas razonables de que el asesino pudo ser otra persona. Con posterioridad al jucio aparecieron nuevos indicios que apuntaban en esta dirección, así que la víspera del día designado para la ejecución el gobernador de Georgia, John Marshall Slaton, arruinó su carrera política al conmutar la sentencia por la de cadena perpetua. Hasta entonces había sido popular como gobernador, pero cuando se supo la noticia una multitud intentó asaltar su domicilio, y poco después tuvo que abandonar el Estado con su familia. Finalmente, un grupo de "notables" organizó la sociedad de "Caballeros de Mary Phagan", reclutaron un electricista, varios mecánicos de automóviles, un cerrajero, un telefonista, un médico, un verdugo y un predicador, y con un equipo formado por un total de 28 hombres, asaltaron la cárcel donde estaba Frank, lo secuestraron se lo llevaron a un lugar situado casi a 300 km de distancia y allí lo ahorcaron. Tomaron fotografías que fueron vendidas como postales.

El 18 de agosto José Pardo y Barreda fue elegido por segunda vez presidente de Perú, tras la dictadura de Oscar Benavides, que fue enviado a París como observador.

El 19 de agosto un submario alemán hundió el Arabic, un barco mercante británico, cerca de la costa de Irlanda. Murieron 44 personas, de las cuales tres eran estadounidenses. Alemania debió de considerar que ya había provocado demasiado a los Estados Unidos, pues esta vez pidió disculpas y se comprometió a evitar ataques por sorpresa a buques mercantes o de pasajeros. El presidente Wilson se dio por satisfecho, para indignación de los aliados.

El mismo día del hundimiento del Arabic otro submarino alemán detectó un buque británico llamado Nicosian que transportaba suministros para las fuerzas británicas en Francia, y envió un aviso para que la tripulación y los pasajeros abandonaran el barco antes de hundirlo. Mientras el barco estaba siendo desalojado, llegó un buque de guerra británico, el HMS Baralong, con bandera falsa estadounidense, que informó a los alemanes de que se disponía a recoger a la tripulación del Nicosian. Los alemanes le permitieron acercarse, pero cuando estuvo suficientemente cerca del submarino el Baralong cambió su bandera por la británica y disparó 34 cargas contra el submarino, que empezó a hundirse mientras su tripulación salía a la superficie a pedir auxilio. Se dice que el capitán del Baralong, Godfery Herbert, ordenó el alto el fuego, pero la tripulación, que acababa de recibir las noticias del hundimiento del Arabic, no acató la orden y continuó disparando hasta que no quedó rastro de los alemanes. Mientras tanto, la tripulación del Nicosian, que estaba sana y salva porque los alemanes les habían dado la oportunidad de abandonar el barco, vitoreaban al Baralong. No obstante, doce tripulantes alemanes habían logrado subir al Nicosian, abandonado por los británicos, y Herbert envió doce marines a buscarlos. Al parecer les dijo: No tomen prisioneros. Hay distintas versiones sobre cómo los alemanes fueron encontrados y asesinados.

El 20 de agosto Novogeorgievsk se rindió a los alemanes. Ante el imparable avance de las potencias centrales, la sociedad rusa estaba perdiendo la confianza en el gobierno, y en la duma se creó un "bloque progresista" que reclamaba "un gobierno que contara con la confianza del país".  Sin embargo, el zar Nicolás II no cedió a la presión y, en un intento de levantar la moral del país, el 21 de agosto tomó el mando directo del ejército. Pero el avance no se detenía. La ausencia del zar en Petrogrado dio más poder a Rasputín.

Ese mismo día los otomanos obtuvieron una victoria en la batalla de la Colina de la Cimitarra sobre los británicos desembarcados en Suvla.

El 22 de agosto los otomanos entraban en la ciudad de Van.

El 25 de agosto, tras haber recibido numerosos refuerzos, los alemanes tomaron Brest-Litovsk. El mapa muestra la variación que sufrió el frente oriental en apenas un mes.

El 29 de agosto, tras una semana de combates, los australianos y neozelandeses desistieron de alcanzar sus objetivos en la Batalla de la Colina 60, con lo que los otomanos obtuvieron una nueva victoria en Galípoli.

Un submarino austro-húngaro capturó el vapor griego Cefalonia frente a las costas de Durazzo.

El 30 de agosto murió el revolucionario mexicano Pascual Orozco, durante una incursión a Texas. Él y sus hombres habían ocupado un rancho texano, y cuando llegó su dueño se dieron a la fuga. Éste, junto con algunos miembros de la caballería de los Estados Unidos y la policía de Texas organizó una partida para perseguirlos, los encontraron y los abatieron.

Los éxitos de Alemania en el frente Ruso y los fracasos aliados en Galípoli terminaron de inclinar la balanza de la neutralidad búlgara y, tras meses de intensa actividad diplomática en la que ambos bandos trataron de ganarse el apoyo de Bulgaria, el 6 de septiembre Bulgaria se unió formalmente a las potencias centrales con la firma de varios tratados muy favorables. El primero era un "tratado de amistad y alianza" entre Bulgaria y el Imperio Alemán, el segundo era un anexo que especificaba los territorios que Bulgaria ganaría en caso de que las potencias centrales ganaran la guerra, que incluían Macedonia y parte de Servia, así como partes de Grecia y Rumanía si estos países atacaban a Servia en un momento dado. El tercer tratado era de naturaleza militar, y entre otras cosas comprometía a Bulgaria a movilizar cuatro divisiones en los quince días siguientes, que colaborarían con Alemania en una campaña destinada a conquistar Servia. Alemania consideraba prioritaria la ocupación de Servia porque abriría una línea ferroviaria que uniría los Imperios Alemán y Austro-Húngaro con el Imperio Otomano. Rumanía se comprometía a permanecer neutral respecto de Grecia y Rumanía mientras durara la campaña de Servia siempre y cuando estos Estados se mantuvieran también neutrales. El mismo día Bulgaria llegó a un acuerdo separado con el Imperio Otomano.

Durante las noches, los zeppelines alemanes estaban bombardeando Londres periódicamente, principalmente las fábricas y los muelles. Los británicos llamaban a los zeppelines baby-killers (asesinos de niños) y su principal efecto fue enfangar aún más, si ello era posible, la imagen de Alemania ante la opinión pública internacional.

El 9 de septiembre los alemanes lanzaron un ataque en el Hartmannswillerkopf con lanzallamas.

El 13 de septiembre los aliados hicieron una nueva propuesta a Bulgaria, sin saber que ya había tomado partido. Los diplomáticos búlgaros no aclararon la posición de su país y pidieron más detalles sobre la propuesta.

Ese día se estrenó la película Regeneración, que fue la primera película dirigida por Raoul Walsh. Duraba 72 minutos y narraba la historia de un huérfano irlandés al que la miseria arrastra al mundo del crimen. Auténticas prostitutas, gangsters y gente sin hogar fueron usados como extras. La película fue un éxito de crítica y de taquilla.

El 22 de septiembre Bulgaria declaró la movilización general, y afirmó que el país estaba adoptando una posición de "neutralidad armada" que sus vecinos no debían considerar como una amenaza. No obstante, Servia pidió protección a los aliados ante un posible ataque búlgaro, pero los aliados no estaban en condiciones de ofrecer ayuda, y trataron de prolongar mediante la diplomacia la inactividad de Bulgaria.

El 23 de septiembre se estrenó en Nueva York El Cordero, una película de aventras y comedia en la que apareció por primera vez como protagonista un actor de 32 años llamado Douglas Elton Thomas Ullman, aunque adoptó el nombre artístico de Douglas Fairbanks. Unos días más tarde se estrenaría una versión de Madame Butterfly con Mary Pickford de protagonista (fue sólo una de las ocho películas que la actriz estrenó ese año). A finales de año se estrenó otra película de Fairbanks: Double trouble.

El 24 de septiembre el Baralong hundió un submarino alemán mediante una estratagema similar a la que había empleado el mes anterior: el submarino estaba a punto de hundir un barco mercante cuando el Baralong se acercó con bandera estadounidense, pero esta vez ni se molestó en cambiarla por la británica cuando tuvo el submarino a tiro.

El 25 de septiembre los aliados lanzaron un ataque masivo en el frente occidental. Los generales Philippe Pétain y Joseph Jofre, al frente de los ejércitos cuarto y segundo respectivamente, unos 450.000 hombres en total, atacaron en Champagne, mientras los británicos atacaban en Loos y el tercer ejército francés combinado con el primer ejército británico atacaba en Artois. Los británicos empezaron su ataque liberando 140 toneladas de cloro a lo largo del frente, con resultado desigual. En algunos lugares el viento devolvió el cloro al lado británico. Luego tomaron rápidamente las trincheras alemanas y capturaron el pueblo de Loos. El ataque británico cogió a los alemanes por sorpresa, pero el 26 de septiembre ya estaban organizados y el avance británico se detuvo. No obstante, los combates prosiguieron con un gran coste en vidas humanas.

Ese mismo día el buque de guerra italiano Benedetto Brin fue hundido en Brindisi mediante una operación de sabotaje austro-húngara. Murieron 450 personas.

Aunque en principio la ocupación británica de la Baja Mesopotamia no tenía más intención que proteger los yacimientos petrolíferos persas, la facilidad con la que estaban venciendo allí toda resistencia otomana animó a los británicos a avanzar un poco más, y el 27 de septiembre, una vez consolidada la región de Basora, el general Charles Townshend atacó la fortaleza de Es Sinn. De los 10.500 otomanos que la protegían la mitad resultaron muertos, heridos o fueron hechos prisioneros. El resto se retiró hacia el Norte.

La presencia rusa en Anatolia se vio reforzada tras la victoria en Kara Killisse, tras la cual los otomanos tuvieron que abandonar Van nuevamente, el 29 de septiembre.

El 3 de octubre Elefthérios Venizélos dio la autorización para que tropas franco-británicas que se retiraban de Galípoli desembarcaran en Salónica, con el propósito de pasar a Servia. Esto dio lugar a un intenso debate parlamentario el 4 de octubre, en el que Venizélos insistió en la necesidad de apoyar a Servia.

De entre los aliados, Rusia era el que más inquieto estaba ante la ambigua posición de Bulgaria, y finalmente convenció a sus socios para que exigieran un pronunciamiento claro. Ese mismo día los aliados abandonaron el juego diplomático y lanzaron un ultimátum a Bulgaria por el que exigían que todos los oficiales alemanes destinados en unidades del ejército búlgaro regresaran a Alemania en 24 horas. Bulgaria no respondió y el 5 de octubre los diplomáticos aliados abandonaron Sofía. Mientras tanto, el rey Constantino I de Grecia cesó a Venizélos como primer ministro y nombró a Alexandros Zaimis.

Bernardino Machado había ganado las elecciones a la presidencia de la República de Portugal y ese día tomó posesión del cargo.

El 6 de octubre se estancó la batalla de Champagne. Los franceses habían conseguido una modesta victoria, en cuanto que avanzaron unos tres o cuatro km, aunque no lograron el objetivo de romper el frente alemán. Como en la mayor parte de las batallas, las bajas fueron elevadas: unos 28.000 muertos, 98.000 heridos y más de 53.000 prisioneros.

El 9 de octubre franceses y británicos intentaron un segundo asalto a Yaundé.

En México, Pancho Villa se estaba debilitando. El presidente Francisco Lagos había abandonado el país, así que el 10 de octubre Carranza, dueño de la capital mexicana, pudo proclamarse presidente sin que nadie rivalizara con él formalmente. Hasta entonces, Villa había contado con las simpatías de los Estados Unidos, pero en su escasez de dinero sus hombres habían empezado a saquear haciendas de terratenientes que hasta entonces habían permanecido apartados de la política. El presidente Wilson se horrorizó ante la idea de estar apoyando a unos bandoleros, así que cambió de criterio y reconoció a Carranza como presidente legítimo. Más aún, prohibió el suministro de armas a los villistas.

El 13 de octubre los británicos lanzaron un último ataque desde Loos, pero no tuvo éxito debido en gran parte a la falta de munición. Al día siguiente el frente se estancó de nuevo. En la batalla murió John Kipling, hijo de Rudyard Kipling.

El 14 de octubre Bulgaria declaró la guerra a Servia e inmediatamente dos ejércitos búlgaros penetraron en el país vecino: el primer ejército, con unos 200.000 hombres, entró en Morava, al Norte, mientras que el segundo, con otros 100.000, atacó el valle del río Vardar, en el Sur.

El 15 de octubre, tras un bombardeo y el lanzamiento de líquidos inflamables, los franceses atacaron las posiciones alemanas en el Hartmannswillerkopf y alcanzaron la cima, que fue ocupada el 16 de octubre.

El 18 de octubre Luigi Cadorna atacó por tercera vez a Austria en el río Isonzo.

El 19 de octubre el ejército aliado que había desembarcado en Salónica entró en Servia bajo el mando del general Maurice Sarrail, pero se encontró con que los búlgaros habían cortado las líneas ferroviarias que conducían al Norte, con lo que su avance fue lento.

El avance búlgaro en Morava había sido algo lento en un principio debido al mal tiempo y a la desesperada resistencia de los servios, pero el 24 de octubre los búlgaros ya eran imparables. Los servios se retiraron hacia Timok perseguidos por sus enemigos.

El 28 de octubre Richard Strauss dirigió en Berlín el estreno de su Sinfonía Alpina, un poema sinfónico que suscitó reacciones contrapuestas en la crítica. Algunos lo llamaron "música de cine".

El 29 de octubre Aristide Briand sucedió a René Viviani como presidente del consejo de ministros de Francia.

El 1 de noviembre Pancho Villa, con 15.000 hombres, atacó la guarnición de Agua Prieta, que creía defendida por unos 1.200 soldados carrancistas, pero ignoraba que recientemente Carranza había enviado refuerzos y en total había 6.500 soldados. Éstos habían obtenido permiso para viajar por territorio estadounidense hasta su destino y Villa no había recibido ninguna noticia de ello. Al frente de la guarnición estaba el general Plutarco Elías Calles, que había protegido sus posiciones con minas, trincheras, alambradas, ametralladoras, etc. El resultado fue que Villa tuvo que retirarse con sus hombres desmoralizados.

El 3 de noviembre los italianos tuvieron que retirarse en la tercera batalla del río Isonzo, nuevamente sin haber conseguido nada, y esta vez con más bajas que nunca.

El segundo ejército búlgaró atacó a la vanguardia francesa (unos 45.000 hombres) en Krivolak. Se inició una maniobra en la que los búlgaros trataban de rodear a los franceses mientras éstos trababan de proteger la línea ferroviaria que los conectaba con Grecia.

El 4 de noviembre se estancó el frente de Artois. Los franceses contaron unas 48.000 bajas y los británicos casi 62.000, frente a un total de 51.000 bajas alemanas.

El 5 de noviembre un submarino alemán atacó a los buques de guerra británicos que se encontraban en la bahía de Sollum, en la parte más occidental de la costa de Egipto. Hundió dos barcos y daño gravemente a un tercero.

A finales del mes anterior los británicos habían ocupado la ciudad de Banjo, en el Camerún, y ahora atacaban un fuerte alemán cercano. Los combates continuaron hasta el 6 de noviembre, con la rendición alemana. La guarnición constaba inicialmente de 23 alemanes y 200 nativos, pero cuando capituló sólo quedaban 3 alemanes y 25 nativos. Muchos alemanes habían desertado, pero fueron finalmente apresados por los británicos.

El 7 de noviembre Elefthérios Venizélos logró tumbar el gobierno de Zaimis, tras lo cual esperaba que el rey le devolviera el cargo de primer ministro, pero Constantino I llamó a Stephanos Skuludis. La tensión política aumentó en las semanas siguientes hasta que el rey disolvió el parlamento y convocó nuevas elecciones. Los diplomáticos aliados se convencieron de que el rey era proalemán y participaron en difundir propaganda a favor de Venizélos.

El 8 de noviembre un submarino alemán hundió un barco de pasajeros italiano, el Ancona, frente a las costas tunecinas. Murieron 200 personas, entre ellas nueve estadounidenses, por lo que el incidente inflamó aún más a la opinión pública norteamericana, si bien el gobierno de Wilson no quiso hacer nada que pudiera meter a los Estados Unidos en la guerra.

El 10 de noviembre Luigi Cadorna dirigió una nueva ofensiva contra Austria, esta vez en el río Isonzo. Mientras tanto los búlgaros, con el apoyo de ejércitos alemanes y austro-húngaros, habían eliminado toda resistencia servia en Morava e iniciaban una ofensiva contra Kosovo.

Persia seguía siendo oficialmente neutral, pero en su territorio se estaban librando batallas entre los partidarios de uno y otro bando. Ese mismo día un cuerpo de gendarmes partidario de las potencias centrales derrotó a las tribus de Khamseh, probritánicas, y tomó Shiraz, donde todos los residentes británicos fueron arrestados.

La tregua entre franceses y los zayanes de marruecos se rompió el 11 de noviembre cuando éstos atacaron una caravana francesa de aprovisionamiento. Los franceses tuvieron que ahuyentar a los zayanes mediante una carga con bayonetas, y acabaron con 3 muertos y 22 heridos. Francia estaba retirando tropas de Marruecos porque las necesitaba en la metrópoli y los alemanes estaban suministrando armas a los zayanes a través del Marruecos español.

El 12 de noviembre, viendo que el ejército servio se estaba colapsando ante el ataque búlgaro, el general Sarrail recibió órdenes de reunir todo lo que pudiera del ejército servio y retirarse a Salónica. Sin embargo, Sarrail no se retiró y no dejó de pedir refuerzos.

Un ejército ruso había entrado en Persia por el Cáucaso bajo el mando del general Nikolai Baratov y avanzaba hacia Teherán. El 14 de noviembre los embajadores alemán y austro-húngaro abandonaron la capital.

Ese día murió Booker T. Washington, el que había sido el principal defensor de El compromiso de Atlanta, por el que los negros se comprometían a no tener grandes aspiraciones sociales a cambio de que se les permitiera recibir una formación básica y desempeñar algunos oficios de baja categoría.

El 15 de noviembre los servios se retiraron del valle del Vardar completamente derrotados por los búlgaros.

Desde que disolviera el parlamento, Yuan Shikai estaba ejerciendo el gobierno de china de forma dictatorial. En los últimos meses había surgido la teoría de que sería bueno para China restaurar la monarquía, y Yuan Shikai estuvo muy de acuerdo con la idea, si no es que fue suya. El 20 de noviembre reunió una "asamblea representativa" (representativa de sus amigos) que votaron unánimemente a favor de que Yuan se convirtiera en el nuevo emperador de China.

Una brigada británica entró en Servia y el 21 de noviembre tomó posiciones en Kosturino.

Finalmente los otomanos lograron que los senussi atacaran a los británicos en Egipto. En su primera arremetida obligaron a los británicos a retirarse de Sidi Barrani y Sollum, en las que sólo había guarniciones muy pequeñas.

Pancho Villa atacó la ciudad de Hermosillo. Para animar a sus hombres les dijo que cuando tomaran la ciudad podrían hacer lo que quisieran con ella y con sus habitantes, pero eso se volvió en su contra, pues apenas lograron entrar, sus guerrilleros se dieron al saqueo, y eso permitió a los defensores reorganizarse y expulsarlos.

Mohandas Ghandi había regresado a la India y se había integrado en el Congreso Nacional Indio, un partido que venía reclamando una autonomía para la India similar a la que tenían otras colonias como Sudáfrica, Canadá o Australia. Sin embargo, Ghandi convenció al partido de que apoyara a Gran Bretaña con total lealtad mientras durara la guerra.

El general Townshend seguía avanzando en Mesopotamia, y el 22 de noviembre atacó Ctesifonte, defendida por 18.000 turcos.

El 23 de noviembre finalmente el general Sarrail aceptó retirarse de Servia.

El 24 de noviembre los búlgaros tomaron Pristina.

Aunque el sha Ahmad Shah Qayar había tratado de defender Teherán con el apoyo de las fuerzas contrarias a los aliados, finalmente los rusos entraron en la capital y poco después lo obligaron a formar un gobierno proaliado.

El 25 de noviembre Townshend tuvo que retirarse de Ctesifonte ante el gran número de bajas que estaba provocando la resistencia otomana. Era la primera vez que los británicos sufrían una derrota en Mesopotamia.

Hacía tres años que William Joseph Simmons había sido expulsado de la Iglesia Metodista, y el 27 de noviembre reunía a un grupo de 34 hombres, entre ellos varios ancianos que habían pertenecido al extinto Ku Klux Klan, para refundar la asociación. A diferencia del anterior, el nuevo KKK no dirigía su "justicia" únicamente contra los negros, sino también contra judíos, inmigrantes, católicos y cualquiera que se prestara a ser objeto de odio popular. Indudablemente, El nacimiento de una nación había contribuido significativamente a este resurgimiento. Los miembros del nuevo Klan empezaron a usar cruces ardientes y disfraces blancos inspirados en la película de Griffith y no de los usos del primer Klan.

El 28 de noviembre murió de malaria el jeque Mubarak Al-Sabah de Kuwait, que fue sucedido por su hijo Jaber II Al-Sabah.

El 29 de noviembre Alfonso Augusto da Costa ocupó de nuevo la presidencia del consejo de ministros de Portugal.

El 30 de noviembre se produjo una explosión en una fábrica de pólvora de Delaware en la que murieron 31 personas. Inmediatamente saltó la sospecha de que había sido un sabotaje alemán, y el 1 de diciembre el gobierno estadounidense pidió que von Pappen, el firmante de los documentos de sabotaje encontrados en el metro de Nueva York, abandonara la embajada alemana.

El 2 de diciembre Cadorna se retiró por cuarta vez del río Isonzo con las manos vacías. No hará falta indicar que el general no era muy popular entre sus soldados.

El 4 de diciembre los servios fueron completamente derrotados en Kosovo y los restos de su ejército pasaron a Albania.

Ese día se clausuró la Exposición Universal de San Francisco. Había recibido casi 19 millones de visitantes.

El 6 de diciembre los búlgaros atacaron las posiciones británicas en Kosturino.

Tras su derrota en Ctesifonte, Townshend se había parapetado en Kut, y el 7 de diciembre llegó el ejército turco, ahora bajo el mando de un veterano general alemán, el barón Colmar von der Goltz, que conocía perfectamente las fortalezas y debilidades del ejército otomano. Kut fue puesta bajo asedio.

El 8 de diciembre, superados en número cuatro a uno y sin posibilidades de recibir refuerzos, los británicos se retiraron ordenadamente de Kosturino.

Ese día Jean Sibelius cumplía 50 años, y estrenó su quinta sinfonía, encargada por el gobierno de Finlandia para esa fecha, que había sido declarada fiesta nacional.

El 9 de diciembre el conde de Romanones sucedió a Eduardo Dato como presidente del consejo de ministros de España. Mientras Dato era partidario de la neutralidad, Romanones se decantaba por los aliados.

La guerra afectó un año más a la concesión de los premios Nobel. No se concedieron ni el de la paz ni el de medicina y se pospuso la ceremonia de entrega. La Academia Sueca tuvo la precaución de repartir los premios de ciencias entre ambos bandos beligerantes:

Un mes antes, la agencia de noticias Reuters había anunciado que el premio Nobel de física de ese año había sido concedido a Thomas Edison y Nikola Tesla. Sin embargo, dos semanas más tarde se hizo público el nombramiento de los Bragg. No se sabe a ciencia cierta cómo se originó el falso rumor, pero las malas lenguas dicen que Edison y Tesla habían sido elegidos, pero que se llevaban tan mal que no estaban dispuestos a compartir el premio. Incluso se dice que Edison (que era millonario) había renunciado para presionar a la Academia a retirar el premio a ambos para evitar el desprestigio de un rechazo, y así evitó que Tesla consiguiera el dinero.

Los trabajos de los Bragg y de los de von Laue, que había recibido el premio Nobel el año anterior, fueron precursores de un importante resultado debido a un joven físico británico de 27 años llamado Henry Gwyn Jeffreys Moseley, quien descubrió que los rayos X podían ser usados para determinar el emplazamiento definitivo de un elemento en la tabla periódica, detectando posibles huecos y sin que cupiera la posibilidad de que entre dos elementos considerados contiguos pudiera aparecer otro nuevo. Basándose en los resultados de Moseley los químicos pudieron fijar un orden definitivo de los elementos químicos y asignarles un número atómico desde el 1 para el más simple (el hidrógeno) hasta el 92 para el más complejo (el uranio), con apenas media docena de huecos. Sin duda Moseley hubiera recibido también el premio Nobel si no hubiera muerto como soldado en Galípoli unos meses atrás.

Einstein publicó la versión definitiva de su Teoría General de la Relatividad.  En entre sus predicciones estaba que la luz debía curvarse al pasar cerca de una gran masa, como el Sol, cosa que podría comprobarse experimentalmente midiendo la posición de algunas estrellas próximas al disco solar durante un eclipse y comprobando si era aparentemente distinta de su posición medida cuando el Sol no se encuentra cerca de las trayectorias seguidas por la luz que llega hasta nosotros. Si había una discrepancia, significaría que los rayos de luz de la estrella se habían curvado a su paso junto al Sol. Sin embargo, la guerra retrasó la confirmación de este pronóstico.

Los británicos habían organizado un ejército para oponerse a los senussi, y el 11 de diciembre se entabló un combate en Wadi Senab en el que, a pesar de su inferioridad numérica, al tercer día lograron rechazarlos.

El 12 de diciembre todo el ejército británico que había penetrado en Servia estaba en Grecia, donde los búlgaros dejaron de perseguirlos, pues no estaban autorizados a violar la neutralidad griega.

El 15 de diciembre Baratov conquistó Hamadan, en Persia, sin encontrar gran resistencia.

Con la entrada de Bulgaria en la guerra y la conquista de Servia, las potencias centrales podían dotar al Imperio Otomano de cuantos suministros necesitaba, con lo que las posiciones aliadas en Galípoli se habían vuelto insostenibles. Además, el mal tiempo del invierno había causado estragos. Tras el fracaso de las operaciones terrestres los aliados habían tratado nuevamente de llegar con submarinos hasta Constantinopla, pero no habían logrado ningún resultado y finalmente Galípoli fue evacuada. El 20 de diciembre salieron las últimas tropas. En total los aliados contaron unos 57.000 muertos, 123.000 heridos y 7.600 prisioneros en Galípoli. Las bajas otomanas fueron similares.

El 21 de diciembre los franceses lanzaron una violenta ofensiva general en el Hartmannswillerkopf, pero el 22 de diciembre los alemanes lograron recuperar la mayor parte del terreno perdido el día anterior. Los combates se sucedieron hasta final de año, y el resultado final fue que ambos bandos se encontraron más o menos como a principios de año, antes de que se rindiera la primera guarnición francesa. A lo largo del año cada bando había contado unas 15.000 bajas.

Ese mismo día Yuan Shikai se proclamó a sí mismo emperador de China. Parece ser que Yuan había aceptado las exigencias japonesas porque Japón le había asegurado que a cambio lo reconocería como emperador.

Los alemanes tenían dos buques de guerra en el lago Tanganica, que separaba el Congo Belga del África Oriental Alemana, y al sur limitaba con la Rodesia británica. El control alemán del lago ponía en inferioridad de condiciones a los aliados en el África central, así que los británicos botaron un barco de guerra, el Toutou, y el 23 de diciembre otro más, el Mimi.

Tras haber ganado las elecciones, Juan Luis Sanfuentes tomó posesión como presidente de la República de Chile.

El 25 de diciembre, el gobernador militar de Yunnan, Cai E, al frente del Ejército de Protección Nacional, se rebeló contra la monarquía instaurada por Yuan Shikai.

Los británicos derrotaron de nuevo a los senussi en Wadi Majid.

El 26 de diciembre el Toutou y el Mimi lograron capturar uno de los barcos alemanes, el Kingani.

Ese día se firmó el tratado de Darin, por el que las tierras de la casa de Saud se convertían en protectorado británico. La intención de los británicos era garantizar la seguridad de Kuwait y otros territorios de la costa arábiga que mantenían buenas relaciones con Gran Bretaña, pero para los saudíes suponía su primer reconocimiento internacional.

El 28 de diciembre una flota austro-húngara que se dirigía a las costas de Albania encontró un submarino francés que fue embestido y hundido.

Un ejército austriaco había entrado en Montenegro, y el rey Nicolás I tuvo que abandonar el país. El 29 de diciembre Montenegro capituló definitivamente y quedó a merced de los invasores.

Ese mismo día la flota austro-húngara bombardeó las costas de Durazzo, pero mientras regresaba a puerto fue interceptada por una flota aliada que hundió dos de sus barcos y daño a otros dos.

El 30 de diciembre un submarino alemán hundió un barco de pasajeros británico, el Persia, cerca de Creta. Murieron 343 personas.

El 31 de diciembre Carolina del Sur aprobó la "ley seca". En total eran ya once los Estados de los Estados Unidos en los que las bebidas alcohólicas estaban prohibidas. Ese año se había intentado aprobar una ley seca de alcance federal, pero la moción no había prosperado.

Al término de su contrato con la Essanay Film Manufacturing Company, Charlie Chaplin recibió ofertas millonarias de diversas productoras cinematográficas, y finalmente firmó un nuevo contrato con la Mutual Film Corporation, que se comprometió a pagarle 670.000$ al año. A sus 26 años, Chaplin era uno de los trabajadores mejor pagados del mundo.

La Primera Guerra Mundial I
Índice La Primera Guerra Mundial III